Recta final en las obras de rehabilitación de nuestra Casa Grande

La legendaria Casa Grande de Nalda encara la recta final en las obras de rehabilitación y acondicionamiento para su conversión en la sede consistorial. Se han recuperado algunas carpinterías preservando su elegante aspecto original, así como los colores de los revocos de su fachada y otros elementos originales, con el deseo de conservar al máximo posible la esencia de uno de nuestros enclaves patrimoniales más queridos.

Se trata de uno de los edificios más emblemáticos de nuestro municipio, tanto por su historia como por su majestuosidad arquitectónica, que en breve centralizará diferentes servicios municipales, facilitando el ahorro, la eficiencia y la accesibilidad, tan merecida por tod@s nuestr@s vecinos.

A los 150 años de historia que acumula este majestuoso palacio de 5 plantas y estilo ecléctico pronto se sumará un nuevo periodo en el que servirá de espacio común para todos los habitantes de Nalda e Islallana.

 

 

Esta entrada fue publicada en noticias-cat. Guarda el enlace permanente.